Agencia Reinicia Logotipo Blanco
Menu Dot MENÚ

¿Le estás sacando partido a tu blog?

¡Enhorabuena! Has dado el paso y has creado un blog con contenidos propios, bien por hobbie, bien para alimentar tu marca en Internet. Ahora lo importante es que comiences a escribir sobre diferentes temas en relación con el mundillo al que pertenece y…¿ya está? No. Un blog puede darte mucho más de lo que piensas pero tienes que saber cómo sacarle partido. Hemos reunido algunos de los consejos más esenciales:

Constancia

Aumenta la frecuencia de publicación y sé constante. Abrir un blog y querer publicar un artículo de calidad al día es complicado salvo que te dediques en cuerpo y alma a él, y aún así no siempre hay temas suficientes o no estamos inspirados. De modo que lo mejor es ser realistas: piensa que según comiences en el mundo bloguero nadie te va a leer, por lo que puedes permitirte «ensayar» con uno o dos post semanales que sirvan de contenido base para tu blog. Cuando te sientas cómodo, pasa a publicar 3 veces por semana, que es una frecuencia más que suficiente y fácil de asumir con un poco de planificación. Pero ante todo, insistimos: constancia.

Organización

 

Planifica con anterioridad los contenidos que vas a tratar en tu blog y organiza tu trabajo (si quieres ser constante, esto es fundamental). De ese modo tendrás margen para buscar información, inspirarte y escribir con tiempo. Con las redes sociales sucede igual, es mejor dejarlas planificadas pero sin miedo a la espontaneidad: responde cuando te escriban, haz retweets cuando leas algo interesante, etc.

¿Qué te dicen tus lectores?

Haz caso a tu público: comprueba qué es lo más buscado, revisa los comentarios y qué dudas plantean en ellos, las sugerencias que te hagan, etc. No es que el cliente siempre lleve la razón pero ayuda mucho saber qué es lo que quiere si buscas crecer.

Profesionalízate

Cuando comience a aumentar el tráfico de usuarios, crezcan las visitas, los seguidores en redes sociales y tu contenido sea de calidad, es la hora de «profesionalizarte». ¿Cómo? Comprando tu propio dominio. Hay multitud de plataformas para ello y, si no, la opción más sencilla es adquirirlo mediante el CMS que estés utilizando. Al tener tu dominio cambia la imagen que transmites: una web seria, profesional, constante, en expansión.

Y si el dominio es importante, cuando empiezas a conseguir tráfico, el «hosting» es vital. Los tiempos de respuesta del servidor cuando la gente accede a tu web son muy importantes y más ahora que la navegación desde dispositivos móviles se ha popularizado, pero la velocidad de acceso no siempre es la mejor.

Mejora el diseño

Es lógico que nada más crear el blog optes por alguna de las plantillas gratuitas que ofrecen los gestores. Le añades un par de plugins de redes sociales y listo. Pasado un tiempo, cuando ese crecimiento comience a notarse, hay que plantearse si el diseño por el que optaste encaja con la imagen que estás creando, si dispones de todos los plugins que necesitas, etc. Del mismo modo es importante que busques un logo que te diferencie entre el resto. Coge papel y lápiz porque ha llegado el momento de ponerse a diseñar. Cuando tengas las ideas claras, puedes ponerte a ello desde tu gestor de contenidos o confiar en una empresa de diseño web si es que tus conocimientos de HTML no son gran cosa.

Ofrece algo más

inicio mailchimp

Descubre Mailchimp porque no sabes todo lo que te estás perdiendo. Desde tener un listado con todas las personas interesadas en tu blog hasta poder hacer envíos de newsletter a todos ellos, de modo que ganarás más tráfico, visibilidad y siempre puedes ofrecerles algo exclusivo o la primicia de tus contenidos en tus envíos.

Hay dos formas muy útiles de utilizar una herramienta de e-mail marketing para un blog:

  1. Envíos automáticos para suscriptores: cada vez que publiques un artículo, los que se hayan apuntado recibirán los posts en su bandeja del correo. Así de cómodo y así de eficaz.
  2. Newsletter: a todos aquellos que se suscriban, podrás enviarles un correo de forma puntual con la información que consideres más relevante, no sólo artículos, sino cualquier otra información que quieras resaltar, incluso de carácter comercial.

Recuerda que te llevará un tiempo coordinarlo todo hasta comenzar a despuntar. Lo importante es que no pares de aprender y de buscar un nuevo giro que darle a tu blog. Mira qué hacen los demás y piensa cómo mejorarlo o cómo adaptarlo. En definitiva: sigue creciendo poco a poco. 

Redes sociales

redes sociales

No hay porqué estar presente en todas y cada una de las redes sociales, con tener un perfil en aquellas en las que está tu público objetivo es suficiente. Eso sí, si creas un perfil no lo abandones. Da una imagen muy mala tener tus propias redes sociales descuidadas, con poca actualización o directamente paradas. Para eso mejor eliminarlas. Y si estás presente, ya sabes lo que toca: actualiza con los contenidos de tu blog, difunde los de otros, responde a los usuarios que establezcan contacto contigo…En definitiva, ¡sé social!

Convierte tu blog en una verdadera herramienta de marketing

Hay multitud de plataformas con las que podrás poner en marcha tu blog, algunas más sencillas y otras muy avanzadas: WordPress, Blogger, Drupal, etc. Cada una de ellas tiene sus ventajas y sus inconvenientes. En Reinicia, por ejemplo, solemos trabajar con WordPress para los proyectos que no requieren niveles de seguridad muy altos y Drupal si es necesario mejorar la seguridad.

En cualquiera de los casos, podréis implementar herramientas que convertirán tu blog en una verdadera apisonadora del marketing para:

  • Posicionamiento en buscadores
  • Redes sociales
  • E-mail Marketing
  • SEM
  • Analítica web

Pero ese es un tema muy extenso que veremos en sucesivos post:

Convierte tu blog en una verdadera herramienta de marketing – Parte I

Deja un comentario


Te enseñamos el camino inteligente_ para alcanzar tu meta
¡Dinos cómo quieres que nos conozcamos!